Harry Potter y las papeletas mágicas

Ahora que se acercan las elecciones europeas, voy a realizar un truco de magia que está haciendo furor en los Colegios Electorales: lograr que un voto válido, una vez introducido en la urna, se convierta, sin que nadie lo toque, en un voto nulo.

Imagine que usted ha cogido un sobre en su Colegio Electoral, ha introducido en él la papeleta del partido que desea votar y que ese sobre es el que ahora mismo está en el interior de la urna que ve en la foto. Yo le aseguro que antes de que acabe de leer el post, habré convertido su voto en nulo sin tocarlo. ¿Se lo cree?

Antes de desvelarle el misterio, y para generar más intriga, voy a explicarle otros trucos que se suelen realizar en los procesos electorales. Eso sí, no deje de vigilar la urna por si le hago el cambiazo y usted no se da cuenta.

Uno de ellos es el denominado “Truco de los Muertos Votantes”, que consiste en conseguir que personas fallecidas voten, y no sólo por correo -que sería lo fácil-, sino también presencialmente. Es decir, hay muertos que van al colegio electoral, presentan su DNI, votan y regresan tranquilamente al cementerio. ¿No es genial?

Otro también muy conocido es “El truco de los Empadronados Fantasma”. Éste suele realizarse en poblaciones de pocos habitantes donde unos cuantos votos pueden decidir el gobierno del mismo. Consiste en hacer aparecer, de la noche a la mañana, un puñado de nuevos paisanosempadronados en solares, casas en ruinas o incluso en polideportivos.

Pero bueno, a lo que vamos, que usted ya estará impaciente por saber lo que le ha ocurrido a su papeleta. Imagine que destapo la urna, saco su sobre, lo abro y… ¡sorpresa!, en su interior hay dos papeletas. Pues bien, según nuestra ley electoral (artículo 96.1) si en un mismo sobre hay dos papeletas iguales se contabiliza como un solo voto, pero si hay dos distintas el voto es nulo. ¡Tatatachannn!

.

P.D.: ¿Magia? No, un simple truco. Imagine que un determinado partido Adesea eliminar votos de la competencia. Pues bien, no tiene más que ir rellenando disimuladamente todos los sobres disponibles en el Colegio Electoral con una papeleta de su partido. Cuando los votanes utilicen esos sobres, si ponen una papeleta del partido A, éste conseguirá un voto; pero si ponen una del partido B, C o D, el voto será nulo.

Quizás usted se daría cuenta enseguida de que hay una papeleta en su sobre, pero hay muchas personas -sobretodo las de edad avanzada- que caen en la trampa.

Como ven, hay muchas formas de conseguir votos.

 

http://www.terceraopinion.net

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: